¡Necesito ayuda!

Si hay alguna sección en específico que te esté costando trabajo, con gusto podemos apoyar con ideas y sugerencias. Siempre hay manera de resolverlo. Probar el texto con personas que no sean científicos o no estén familiarizadas con el tema es una buena idea. También leer el texto unos días después de que escribirlo, porque esto ayuda a identificar errores de redacción.